Madera de eucalipto

Dentro del conjunto de maderas más resistentes y complejas, se encuentra la madera de eucalipto. Se trata de un material que se ha aprovechado a nivel mundial desde hace siglos, gracias a las excelentes cualidades y propiedades que ofrece; las cuales, superan en gran medida a las que se pueden hallar en muchos otros tipos de madera.

Por lo tanto, resulta más que interesante conocer acerca de este material y cómo fue aprovechado anteriormente, así como también las utilidades y funciones que posee hoy en día. Esto debido a que, en la actualidad, esta madera ha logrado reemplazar a muchas otras, gracias a todo lo que ofrece.

¿De dónde se obtiene la madera de eucalipto?

La madera de eucalipto, es un material que se obtiene del género de árboles Eucalyptus, el cual se caracteriza por ser sumamente alto, pues existen ejemplares que han llegado a superar los 150 metros de altura. Sin embargo, existen algunas excepciones, pues no todos los eucaliptos alcanzan estos tamaños, ya que hay algunos que solo llegan a los 10 metros.

El eucalipto no representa una especie de árbol, sino un género que incluye más de 700 especies. Todas ellas se encuentran distribuidas en diferentes lugares del mundo; no obstante, estas abundan mayormente en Oceanía. Naturalmente, este árbol crece y se desarrolla mejor en climas tropicales, así como también en aquellos que son subtropicales o mediterráneos. Por lo que, suele hallarse en países como España, México, Estados Unidos, Chile, Brasil; así como también en regiones surafricanas, entre otros.

Las diferentes especies del eucalipto

Como bien se ha mencionado, el eucalipto es un género que incluye muchas especies de árboles. Sin embargo, no todos estos árboles son empleados para la obtención de madera. Esto debido a que, aunque son árboles que pertenecen al mismo género, estos poseen cualidades y características propias. Por lo que, algunos especímenes no cumplen con las cualidades y propiedades requeridas para tomarlos como una fuente de materia prima.

Así que, es fundamental tener en cuenta que, entre las diferentes especies de eucalipto a las que se recurre para obtener madera, se encuentran las siguientes:

Eucalipto blanco

El eucalipto blanco, también llamado eucalipto azul, es conocido por su nombre científico como eucalyptus globulus. Se trata de la especie de eucalipto más común y se utiliza con gran frecuencia para la obtención de madera. La razón de ello, es que la madera que aporta este árbol, es sumamente resistente. Este árbol es originario de Tasmania y Madagascar; sin embargo, en la actualidad se encuentra presente en muchos otros países, tales como: España, México, Estados Unidos, Colombia, Brasil, entre otros.

El eucalipto blanco es un árbol de tronco recto y suele alcanzar los 40 metros de altura, aunque en ocasiones puede llegar a superar dicha medida. Posee flores y hojas particulares, las cuales le dan un aspecto bastante interesante. Ahora bien, la madera obtenida de este espécimen suele ser clara, usualmente grisácea en la albura (superficie). Mientras que el duramente (parte interna) es de una tonalidad amarillenta.

Por otro lado, cabe añadir que esta madera es empleada para la elaboración de papel, así como también es aprovechada para la fabricación de mobiliario doméstico y de oficinas.

Eucalyptus nitens o eucalipto brillante

El eucalipto brillante, mejor conocido como shining gum, o eucalyptus nitens, es una variante muy interesante de los eucaliptos. Esto debido a que, a diferencia de la gran mayoría de los árboles de este género, esta especie crece en regiones húmedas y templadas. Por lo que se adapta perfectamente al clima moderado de muchos países.

Este árbol supera en tamaño al eucalipto común, puesto que puede crecer hasta 90 metros de altura, aunque lo regular es que solo alcance unos 60 metros. Sus hojas son alargadas y abundantes, por lo que en la adultez este árbol tiende a ser muy frondoso. Asimismo, también posee una flor bastante interesante. Por su parte, la madera de este árbol también presenta una excelente resistencia. Por esta razón, se emplea en gran medida para la creación de pisos y muebles, entre otros.

Características de la madera de eucalipto

Las características y propiedades de la madera de eucalipto, son muy interesantes y resultan necesarias de conocer, sobre todo cuando se considera hacer uso de este material; o si se está considerando la adquisición de mobiliario, o construcciones creadas con este elemento. Por lo tanto, vale la pena tener presente que, entre las cualidades que se destacan de esta madera, están:

  • Coloración: Usualmente la coloración de la madera de eucalipto no varía demasiado entre árboles. Pero sí es posible notar variaciones entre las diferentes partes del tronco, pues la superficie tiende a ser color crema o blanquecino. Mientras que el interior suele ser de un marrón pálido más oscuro.
  • Dureza: Debido a la clasificación que obtiene este tipo de madera, se considera que forma parte de las maderas semiduras. Y es que obtiene un 3,9 según el test Monnin.
  • Textura: Esta es sumamente agradable al tacto, pues la madera de eucalipto no tiene casi porosidades, u otros defectos similares.
  • Densidad: Por su parte, este es otro factor importante a tener en cuenta, por lo que se debe tener presente que se considera semipesada. Su nivel de densidad puede llegar a variar con algunos factores, pero suele encontrarse entre los 780 y 830 kg/m3.
  • Durabilidad: La madera obtenida de este árbol, tiene una durabilidad sumamente alta; sin embargo, se debe tener precaución al usarla en exteriores, ya que, si no recibe los cuidados necesarios, su tiempo de vida alcanza solo los 20 años.
  • Defectos: En términos generales, esta madera no suele poseer ningún tipo de defecto visual o funcional. Sin embargo, si no recibe los cuidados adecuados, puede desarrollar grietas, curvaturas e incluso colapsos.
  • Resistencia a la humedad: Es importante tener presente que, su resistencia a la humedad no es alta. Por lo que, si se somete a condiciones húmedas, su durabilidad se ve reducida. De allí que no se recomiende su uso para lavabos, encimeras de cocinas, entre otros.
  • Resistencia a la flexión estática: Esta cualidad permite determinar el nivel de rotura y elasticidad que posee la madera. Así que, se debe tener en cuenta que, en ello, la madera de eucalipto obtiene una clasificación de 1.420 kg/cm2.
  • Trabajabilidad: La facilidad de trabajabilidad es variable, pues esta madera puede ser muy simple de atornillar, encolar y cepillar. Sin embargo, presenta dificultad al momento de aserrar y secar. Por lo que, ciertos trabajos se deben llevar a cabo por profesionales.
  • Resistencia a la compresión: Esta es de 760 kg/cm2 y gracias a ello, es posible emplearla con confianza como material para la creación de pisos, columnas, postes, entre otros.
  • Elasticidad: Posee un nivel de elasticidad muy alto, por lo que se vuelve un material perfecto para diferentes construcciones. Se encuentra clasificada en 165.000 kg/cm2.
  • Inflamabilidad: Es preciso tener en cuenta que, esta es una de las características más importantes sobre esta madera. Esto debido a que, posee muy baja resistencia al fuego, por lo que puede arder con gran rapidez.

Principales usos

Los usos que se asignan a la madera de eucalipto son muy variados. Esto es gracias a que, con el paso del tiempo, se ha podido experimentar con el aprovechamiento de este material. Y es que, además de que ofrece un acabado estético realmente fantástico, también tiene muchas propiedades útiles. Así que, esto ha permitido que este material se emplee para lo siguiente:

  • Fabricación de papel: Se considera el uso principal para esta madera, pues su composición evita el uso de diferentes sustancias, que son necesarias para la fabricación de papel al momento de utilizar otras maderas.
  • Construcción de mobiliario: En la carpintería esta madera es muy aprovechada, ya que puede utilizarse para crear mesas, escritorios, comedores, sillas, entre otros.
  • Elaboración de elementos arquitectónicos: Gracias al excelente aspecto de esta madera, se aprovecha para fabricar pisos, vigas, postes, columnas, tableros, chapas, puertas, ventanas, entre otros. Pero todas estas, requieren de cuidados constantes.

Ciertamente, hay muchos otros usos que suelen darse a la madera de eucalipto, entre ellos destaca la fabricación de tableros de alta densidad (HDF) y las placas MDF. Asimismo, presenta una cualidad muy interesante y es que, esta madera (a diferencia de muchas otras), puede reciclarse.

¿Es complicada de encontrar?

Aunque el eucalipto es un tipo de madera originario de Oceanía, debido a su rápido crecimiento y hermoso aspecto, además de todas las utilidades que ofrece, este fue llevado a diferentes lugares del mundo. Por esta razón, hoy en día es muy fácil de encontrar, tanto en regiones europeas, como americanas, asiáticas e incluso en algunas provenientes de África.